Drenaje a cielo abierto afecta nacimientos de agua y vecinos en Caravaca

  • Una semana sin atención y vecinos se quejan que patronato no hace algo.

San Andrés Tuxtla, Ver.- 

Luis Manuel Toto Pólito

No se trata de los drenaje a cielo abierto del centro de Catemaco, sino de los que se tiran en la localidad de Caravaca en San Andrés Tuxtla, y que desde hace una semana ya afectan a nacimientos de agua utilizados para el consumo humano y a vecinos que se quejan de la falta de atención de los responsables.

Vecinos de este lugar situado a escasos diez minutos del centro de la ciudad, refieren que este problema casi cumple una semana entre las calles Lázaro Cárdenas e Independencia, desde que la primera gran tormenta azotó a la región, ahí empezó a brotar la inmundicia y responsabilizan al patronato del sistema de drenaje que encabeza  Alejandrina Espinoza y su tesorero Abraham Pérez Fiscal, quienes bajo autonomía de cobro no realizan su trabajo.

Existe un patronato de Caravaca que administra los recursos de estos servicios, es decir, no dependen del sistema de agua potable de San Andrés Tuxtla, puesto que en esta localidad se cobra y se invierten los recursos.

Sin embargo el agente municipal Efraín Chagala Chontal entrevistado al respecto manifestó: “Nunca han hecho cortes de caja, el dinero no se sabe dónde está guardado, siempre que se les dice que vengan atender esta situación del drenaje, este depósito es el que da más problemas, nunca hay dinero, nunca lo atienden, y siempre responsabilizan al agente municipal de que no hace nada, pero en realidad el patronato del drenaje es autónomo, y es del pueblo, entonces deben responder, porque incluso contamina el nacimiento”.

Con esta, son cinco veces que el drenaje brota y afecta a cientos de vecinos a la redonda, por lo que han tenido que solicitar el apoyo de la comisión del agua de San Andrés Tuxtla aunque no mantienen responsabilidad directa.

A este problema se suma que el drenaje escurre a uno de los nacimientos más importantes de Caravaca, y que por cierto abastece del vital líquido a todo este lugar, por lo que testimonios destacan problemas de salud entre niños y ancianos.
Para acabar con este problema, el mismo agente municipal Efraín Chagala Chontal ha pedido a las autoridades del agua potable de San Andrés Tuxtla auditar el servicio, y permitir que se retire del cargo a estas dos personas que llegan a cobrar entre ochocientos y mil pesos a cada usuario por conexión al servicio, lo que ha dejado una sospechosa duda a los habitantes de cómo se ministran los recursos.